51.4° F / 10.8° C

Periodico Quincenal | Tortuguitas | Malvinas Argentinas | Edición digital

 

 

Malvinas Argentinas ( 16/3/2017 )
POR CARIGLINO, SE COMPLICA LA MESA DE CAMBIEMOS
La presentación iba a hacerse mañana, sin el exintendente. Desde el riñón político de Vidal bajaron la órden de incluirlo y, por eso, las fuerzas que integran la alianza en el distrito decidieron suspenderla.

Socios. Desde el riñón político de Vidal lo quieren a Cariglino (foto de nuestro archivo)

Como informamos días atrás, Cambiemos viene presentando sus mesas distritales en el Conurbano. En el organigrama general, la fecha asignada a Malvinas Argentinas era este viernes 17.

Las fuerzas que integran la alianza en el distrito ya tenían todo acordado. Pero en las últimas horas surgieron turbulencias que llevaron a suspender la presentación. El motivo de las desavenencias no es otro que el exintendente Jesús Cariglino, derrotado en las últimas elecciones. La mayoría de las fuerzas coinciden en la inconveniencia de sentarlo a la mesa. "Es lo viejo de la política, representa todo lo que no queremos en Cambiemos", coinciden.

Pero más allá de estas consideraciones, hay que apuntar que Cariglino es un aliado importante del PRO en el distrito. Tanto, que se quedó con el manejo de las oficinas locales del PAMI y la ANSES. En sintonía con eso, los armadores políticos de Vidal bajaron línea para que se lo invite. Los argumentos que ofrecen son del más puro pragmatismo político: mide más que cualquier otro dirigente de la alianza en Malvinas.

El hecho es que, lejos de ser aceptada, la orden generó resistencia, lo que derivó en la suspensión de la presentación. Comulgan con esta postura los macristas Néstor Marcote (único concejal de la fuerza en Malvinas) y Martín de la Arena; el presidente de la UCR, Ricardo Ávalo; la representante de Unión x la Libertad, María de los Ángeles Andino; Jorge Rampoldi, del Partido Fe; Néstor Cruz, de la Coalición Cívica (línea Toti Flores). Estos dirigentes plantearon su postura ayer, en una reunión realizada en la quinta que la familia Macri tiene en Villa de Mayo.

"Todos coincidimos que la presencia de Cariglino sería para Cambiemos una gran contradicción de cara a la gente. Además, es algo que anula todo lo que venimos trabajando en el distrito", le dijo a Tiempo de Tortuguitas uno de los asistentes a la reunión.

El macrista Albi Czernikowski aportó una visión alternativa al conflicto: "Que Cariglino sea o no de Cambiemos no es algo que podamos decidir nosotros. Tenemos que aceptarlo y después ganarle en las Primarias". La postura es entendible: Czernikowski es funcionario provincial y difícilmente pueda desafiar una orden que baja desde el riñón político de la gobernadora.

La cuestión sigue con final abierto. Por ahora, la presentación de la mesa no tiene fecha. Desde La Plata confían superar la situación, y para eso opera el subsecretario Alex Campbell. Pero la mayoría de las fuerzas que integran Cambiemos en Malvinas coinciden en el punto: "no habrá mesa con Cariglino adentro".

Luis Melillo











www.tiempodetortuguitas.com.ar