El senador Luis Vivona repasó temas de la actualidad política. Repudió al ataque sufrido por su familia a través de una falsa noticia difundida en las redes sociales.

" /> Tiempo de Tortuguitas

82.9° F / 28.3° C

Periodico Quincenal | Tortuguitas | Malvinas Argentinas | Edición digital

 

 

Malvinas Argentinas ( 31/12/2018 )
"LA NO UNIDAD DEL PERONISMO ES FUNCIONAL AL GOBIERNO"
El senador Luis Vivona repasó temas de la actualidad política. Repudió al ataque sufrido por su familia a través de una falsa noticia difundida en las redes sociales.

Tiempo de Tortuguitas junto al dirigente malvinense

A poco de terminar el año, Tiempo de Tortuguitas dialogó con Luis Vivona, senador provincial y uno de los dirigentes de mayor peso en el peronismo provincial. Un repaso de temas políticos que arrancó con una referencia de la reciente actualidad: la falsa noticia difundida en las redes, vinculando a su hijo Germán con un inexistente operativo antidrogas. El hecho, que remite a las peores formas de la política, fue ampliamente repudiado. Incluso por dirigentes de la oposición en Malvinas.

"Es algo que molesta. Ninguno de mis hijos milita en política y mi hijo Germán está en pareja, tiene una nena de 3 años y se dedica a la gastronomía. Causa impotencia porque el que está expuesto públicamente soy yo. En lo político es algo que hay que desterrar. Voy a trabajar para terminar con esta gente, incentivando a los jóvenes a participar. Es la mejor forma de terminar con el pasado".

-¿A qué lo atribuye?

-Es impotencia, ignorancia. Falta de conducción política y el no saber interpretar lo que la sociedad reclama. Yo no soy candidato ni lo voy a ser, así que el daño es a las personas. Es un método viejo y malo. Deberían presentar propuestas para superar la droga en la calle, con deporte y cultura, algo que durante 20 años no hicieron. Incluso hubo una reglamentación que iba contra toda forma democrática en las entidades intermedias, que provocó chatura en los barrios. Nosotros tratamos de fomentar la participación en el club o la sociedad de fomento, para que los vecinos tengan un lugar y dar una pelea contra las adicciones.

-¿No le quedan dudas que viene del cariglinismo?

-No tengo dudas, por la forma de hacerlo. Lo positivo es que tuve muestras de solidaridad de distintos sectores de la política, incluso desde Cambiemos. Coincidimos que es algo que tenemos que terminar porque le hace daño a la sociedad.

-Pese a todo, Cariglino parece ser el elegido de Cambiemos...

-Él tiene todo el derecho a postularse, pero tendría que explicar algunas cosas. Por ejemplo, qué va a hacer con los prostíbulos, porque con él funcionaban. O si vuelve la ordenanza que mandaba al vecino que debía tasas al Veraz. Va a proponer asfaltos, pero la pregunta es por qué no los hizo en su gestión. Nadie que gobernó 20 años representa la esperanza.

-¿Qué balance hace de su primer año en la cámara alta provincial?

-No puedo decir que es positivo, porque no estoy en sintonía con lo que hace la Provincia. Hemos votado en contra del presupuesto, el endeudamiento y la ley de juego. La gobernadora dice que pelea con las mafias pero mandó a aprobar el juego online. Y la obra pública es otro tema que muestra que no se está gobernando pensando en la sociedad. En lo personal sí, satisfecho por iniciativas como el apoyo al proyecto de Guante de Gestos de la Técnica 2, el Día del club de barrio, el centenario de Eva Perón, o haber hecho escuchar lo que pasa con la salud de Malvinas, que hace de sostén a parte de la provincia. Poder llevar la bandera de nuestro lugar bien alto me pone feliz.

-¿El endeudamiento en la provincia preocupa?

-No somos oposición por oposición, si tuviera un sentido -por ejemplo, hacer la obra hidráulica en la provincia- entonces por ahí lo pensaría. Pero si es para pagar más deuda, no. Echarle la culpa al que gobernó antes no tiene sentido, tienen que hacerse cargo de la responsabilidad que tienen y tratar de resolver para adelante.

-¿A quién ve como candidato a gobernador del peronismo?

-De tantos que veo no veo a nadie... (risas). No es momento todavía. El peronismo está haciendo un profundo debate del que va a salir la unidad. Calculo que en marzo o abril saldrá el candidato y ahí nos encolumnaremos detrás.

-Desde algunos ámbitos se animaron a tirar el nombre de Nardini...

-Leo reúne todas las condiciones pero para mí él tiene que gestionar cuatro años más en Malvinas. Es un dirigente de mucho futuro... vicepresidente cuarto del PJ nacional, presidente de la junta electoral en el PJ de Provincia... y está en sintonía con la actualidad. Es muy valioso para el peronismo del presente y del futuro.

-¿Y a nivel nacional? Se habla mucho de la unidad pero el panorama parece bastante embarullado...

-Vamos a llegar unidos porque la sociedad lo reclama. El 75 % no quiere al gobierno y ese mensaje es "únanse". La no unidad es funcional al gobierno y sería no escuchar lo que nos reclama la sociedad. Sería lo peor que nos podría pasar.

-¿Y el rol de Cristina?

-Eso depende de lo que ella decida. Es la dirigente más votada del peronismo, con todo lo que esto significa, y conserva la intención de voto alta más allá de todo lo que le tiraron en estos años. Con esto no digo que sea o no la candidata, no depende de mí. Pero una cosa es Cristina con un peronismo ordenado y otra con otro desordenado.

-¿Qué evaluación hace de la situación del país?

-Me preocupa mucho. En 2017 se votó un presupuesto para 2018 con el dólar a 19 y cerrando el año está a 40. Ese impacto lo sufrimos todos. Lo que significa en la canasta básica y los sectores más vulnerables. Hubo una propuesta mentirosa en 2015 que después Macri no cumplió, y no dicen que van a hacer mañana. Somos un barrilete en medio de una tormenta de viento y no hay una estrategia. Y me preocupa mucho que no tengamos política exterior. Recibimos el G20 y el único título fue que nos van a ayudar por Vaca Muerta, que es la riqueza del momento. Sería importante que nos hubieran dicho que nos prestaban dinero sin intereses para cubrir la demanda social, por ejemplo. Cada vez que el FMI estuvo cerca nuestro sabemos cómo terminó todo.

-Cuando escucha que un peronista apoya a Macri, ¿qué le produce?

-Nadie tiene el peronómetro, pero el peronismo tiene que estar cerca del pueblo, del que menos tiene. Sus luchas y sus conquistas tienen que ver con esto. No me imagino a Perón o Eva presentando una ley contra los jubilados, o un aumento masivo de gas o de luz que prive de esos servicios a mucha gente. El que representa la justicia social es peronista; Macri no representa la justicia social.

-¿Cerramos con un balance de la gestión de Nardini en Malvinas?

-Leo hizo una gestión muy importante. Es el intendente más joven del Conurbano y ha marcado hechos muy importantes para la sociedad. Las plazas remodeladas tienen un sentido que es un lugar de encuentro de la familia, con múltiples actividades para sacar a los pibes de las esquinas. Después el desarrollo cultural y deportivo que está teniendo el distrito, la construcción de tres polideportivos en lugares estratégicos. La planificación de la obra pública, con la remodelación de los centros comerciales y el pavimento de calles troncales es muy importante. Hay cosas puntuales como la derogación de la ordenanza de Cariglino que mandaba a los contribuyentes al Veraz, que marcan un cambio en la relación con la sociedad. El cierre de los prostíbulos al otro día que asumió o la creación del área de la Mujer fue adelantarse a la lucha de las mujeres que se vive hoy. Se está haciendo mucho y todavía falta. Hay una planificación de un Malvinas a futuro que es muy importante. Gobernar un distrito en este momento, desde el peronismo habla muy bien de él.

Luis Melillo









www.tiempodetortuguitas.com.ar